Inicio Destacado Precios de alimentos siguen subiendo a la par del dólar paralelo

Precios de alimentos siguen subiendo a la par del dólar paralelo

29
0

El alza del dólar paralelo en los últimos días, como ya se ha hecho común en otras ocasiones, marca la pauta para el aumento de los precios en los productos de la canasta básica.

En  un recorrido realizado por el equipo reporteril del diario El Luchador se pudo evidenciar que el costo en artículos como el arroz, la harina de maíz precocido, entre otros, van a la par con el costo de la divisa.

En algunos comercios un paquete de harina de maíz puede llegar a costar hasta 265 mil bolívares. El costo varía según la marca pero no es mucha la diferencia, según algunos compradores.

“La harina más barata te cuesta 230 mil bolívares. Si el dólar sube ya sabemos que el precio de los alimentos también, eso no es un secreto. Aquí lo terrible es que la mayoría no tenemos dinero para comprar y mucho menos para soportar estos aumentos que se dan casi a diario. Yo no gano en dólares por ejemplo. Me manejo en bolívares con mi sueldo y apenas puedo comprar una que otra cosa para una semana y el resto de los días Dios proveerá”, dijo Ramón Sánchez.

En otros comercios se pudo apreciar que el precio del arroz también había variado con respecto a días anteriores. Un kilo de este artículo pasó de costar 145 a 230 mil bolívares en un lapso de una semana, aproximadamente, de acuerdo a los consumidores.

“El kilo de arroz ha aumentado considerablemente. La semana pasada no llegaba a 150 mil y hoy cuesta casi un dólar. Eso también sucede con los espaguetis, la harina  de trigo que ya está en 250 mil bolívares, la azúcar que hace rato pasó la barrera de los 200 mil. Es impresionante. El aumento en los precios de los productos de la cesta básica va como el Covid-19, todos los días la cifra es más alta y, al parecer, no hay nada ni nadie hasta ahora que aplane la curva de crecimiento”, acotó Juan Carlos Rodríguez.

Para finalizar, algunos compradores calificaron el aumento como “alarmante y desesperante”.

“Uno viene a comprar y lo que se lleva es un golpe a la autoestima cuando ve que no puede comprar casi nada. Todo está tan caro, a diario aumentan los precios y uno vive en una constante angustia. La situación se repite y se repite, así aumenten el salario o los bonos  que dan por el carnet de la patria. Los más afectados somos los que dependemos de un sueldo”, concluyó María Rivas. Redacción/GB