Inicio Destacado ¡Cielo con nubarrones!

¡Cielo con nubarrones!

115
0

Ya han pasado varios días desde que nuestras estructuras de base del partido, postularon a quienes ellos consideraron,  debían ser candidatos a gobernadores y gobernadoras alcaldes y alcaldesas, legisladores y legisladoras, concejalas y concejales, se cumplió una fase, algunos quisieron como siempre, manchar el proceso, sin embargo, la entereza y el compromiso militante, sostienen un partido sólido. La mejor demostración de esa entereza y compromiso; Elías Jaua, Arias Cárdenas y Ángel Marcano. Por encima de los nubarrones y la crecientes del río, lo importante es el partido. 

Ha habido grandes tormentas políticas, cada quien tiene su corazón,  cada quien siente, evalúa, analiza y considera necesario participar en los procesos de transformación en el territorio. Urge la repolitización que planteó Hugo Chávez  y este es el momento adecuado para alcanzar los objetivos.  Diosdado dejó claro que quienes estando en el poder, no tuvieron apoyo de nuestra gente, les agarra el nubarrón y así fue.  

Pretender  ser  alcalde, alcaldesa, gobernador o gobernadora, haciendo juicio de valor a quienes en medio de este cielo con nubarrones que representa la pandemia y la situación económica inducida, se les complico, es egoísta. Quienes tuvieron  la capacidad de gerenciar la crisis,  deben ser reconocidos. 

Mantener elementos como la institucionalidad, la pulcritud política, la conducta personal  y la lealtad sin perder la cabeza en medio de este cielo con nubarrones, merece la oportunidad. 

La revolución de Hugo Chávez que hoy lidera Nicolás Maduro, debe ser demostrada no solo en gestión, aún  cuando pareciera un factor  determinante para despejar los cielos con nubarrones y, que son las exigencias de la gente, también implica  mantener vivas las instituciones que están por encima de los hombres,  es gobernar obedeciendo al pueblo, es relacionarse con los alcaldes por encima de los chismosos y  es rendir cuentas de la cosa pública. Nada difícil. 

 El  proceso de postulaciones demostró, que el  poder es efímero  cuando le toca evaluar a nuestro pueblo y que el excrementismo es liquidable, aunque sea de libre ejercicio.  Nuestra militancia está enderezando entuertos de hace 4 años.

Nuevos actores hoy juegan papel fundamental y debemos seguir avanzando. Lo importante es la revolución.  Si no es el adecuado,  ya el partido evaluara en los siguientes procesos.  

Decía el comandante Chávez; no debemos menospreciar al adversario, pero mosca con quienes utilizan la rencilla personal y el enfrentamiento para lograr los objetivos, sería considerado una traición a la revolución. 

La batalla es en la calle, es casa a casa, es cara a cara, es por el país, insisto, es por la profundización de la revolución de Hugo Chávez que está ahí, presente en cada niña y niño, en cada hombre y mujer, en el barrio, en la urbanización, en cada misión social, Chávez no se ha ido para que tenga que regresar, Chávez está con nosotros y debemos reivindicarlo y demostrarlo en cada acción de gobierno y del partido. 

Solo con Chávez apartamos los nubarrones del cielo. 

A LO INTERNO: Vamos por más! 

HORACIO ALARCON BASABE