Inicio Hogar Cómo almacenar los aguacates para que duren más tiempo

Cómo almacenar los aguacates para que duren más tiempo

40
0

Integrar el consumo de superalimentos como base de la dieta diaria es una de las mejores maneras para garantizar un buen estado de salud, gozar de un peso corporal sano, prevenir enfermedades y asegurar la correcta ingesta de nutrientes que requiere el organismo. Los aguacates pertenecen a la lista de los alimentos más saludables de la naturaleza, esto se debe a la combinación de sus beneficios nutricionales y propiedades medicinales. 

Los aguacates son un alimento completo de inmensa versatilidad en la cocina, son el complemento perfecto para todo tipo de bocadillos y emparedados, un gran y nutritivo ingrediente en batidos, el ingrediente estrella del guacamole, grandiosos para sopas, salsas y ensaladas. Sería ideal tener siempre a la mano aguacates en su punto de maduración perfecto, frescos y listos para crear suculentas recetas; sin embargo comprar muchos aguacates nunca suele ser la mejor idea, nunca alcanza el tiempo para disfrutarlos antes de que se descompongan.

¿Por qué los aguacates se vuelven color marrón?

Probablemente esta sea una de las preguntas que más se hacen los amantes del aguacate, por más que utilicemos aguacates en su punto de maduración exacto parece ser una regla en la que siempre a los pocos minutos pasan de un color verde vibrante a un tono marrón poco apetecible. Lo primero que es importante saber es que no existen diferencias en cuanto a sabor y esta decoloración en ningún momento es reflejo de un deterioro que pueda afectar la salud, más bien el color marrón no es nada atractivo visualmente y no aporta la mejor presentación en ningún platillo.

El color marrón que adquieren los aguacates es un simple proceso de oxidación normal por el cual pasa el aguacate siempre que esta expuesto al oxígeno, esto sucederá siempre que se corte y se quite la protección que le otorga su rugosa y característica cáscara. Esta transformación se da de manera normal en otros alimentos, como es el caso de las manzanas y las papas; sin embargo en el caso de los aguacates sucede de manera casi inmediata. La buena noticia es que existen buenas y fáciles alternativas para retrasar el proceso de oxidación, mejor aún otras que nos ayudan a alargar su tiempo de conservación y que nos ayudan a tener aguacates en su punto siempre disponibles.

Las mejores formas de almacenar los aguacates:

1. Aguacates previamente partidos

En muchas ocasiones abrimos un aguacate para utilizarlo en algún platillo y suele sobrar media pieza, la realidad es que es una pena desperdiciar este tesoro nutricional, es oro líquido para la salud. La buena noticia es que existen grandiosas maneras de almacenar y conservar los aguacates sobrantes:

Aguacate con cáscara

Una de las mejores recomendaciones es siempre dejarle la piel a los aguacates, es un elemento importante para asegurar su mejor conservación ya que impide que el oxígeno llegue a la pulpa; es la mejor forma de protegerlo de la rápida oxidación que los vuelve color marrón. Cuando vas a consumir rápidamente el sobrante de aguacate, un buen consejo es cubrir la parte verde con una envoltura de plástico para que no entre en contacto con el aire y refrigerar, este es un buen tip para conservarlo fresco por máximo 1 día. 

Encuentra en la cebolla un gran aliado

Otro gran tip de conservación para los aguacates que ya fueron partidos es colocar el sobrante en un recipiente hermético con algunas rodajas de cebolla fresca, esto se debe a la potencia de los vapores de la cebolla que hacen mucho más lento el proceso de oxidación. El aguacate se conservará verde y en buen estado por máximo dos días, lo único que tendrás que contemplar es que es muy probable que adquiera cierto sabor a cebolla (lo cuál puede resultar conveniente en algunas recetas).

Pulpa de aguacate

Una buena alternativa para cierto tipo de recetas es pelar los aguacates y obtener su pulpa con la ayuda de un tenedor para que quede bien triturado, agrega el jugo de un limón fresco y mezcla bien, coloca en una bolsa de plástico con cierre hermético, asegúrate de que no tenga aire y refrigera. Se conservará bien por máximo 2 días.

2. Pulpa de aguacate congelada

Sin lugar a dudas la mejor manera de conservar los aguacates frescos y a largo plazo es recurrir a la congelación de la pulpa. Es un gran método para siempre tener a la mano aguacates sin importar la época del año y una de las mejores técnicas para preparar frescos batidos y guacamole. Aquí el paso a paso, es de lo más sencillo:

  • Selecciona varios aguacates maduros y listos para comer. 
  • Lava los aguacates con todo y su cáscara con agua corriente.
  • Corta los aguacates en mitades y retira el hueso central.
  • Posteriormente retira la piel de cada mitad, córtalos en cuartos y acomódalos en una bolsa de plástico con cierre hermético. 
  • Asegúrate de quitar todo el aire que se quede en las bolsas antes de cerrarla y sellarla. Anota con un plumón la fecha y congela los paquetes.
  • Lo mejor de todo es que siempre tendrás aguacate disponible en casa, te tomará muy pocos minutos descongelarlos y ahorrarás tiempo pues ya se encuentran porcionados. Para preparar batidos o sopa fría utilízalos congelados.

3. Aguacate encurtido

Otra genialidad para optimizar el tiempo de conservación de los aguacates a largo plazo que seguramente no tenías en el mapa. Los aguacates encurtidos no sólo se conservan bien por mucho tiempo, son una verdadera delicia para agregar en todo tipo de recetas y le van de maravilla a los sándwiches. Lo único que tendrás que contemplar es aguacates que estén bien firmes, preparar la salmuera que se elabora con ingredientes que son conservantes naturales y mantener en refrigeración. Aquí la receta completa de aguacates encurtidos:

Receta de aguacates encurtidos:

Ingredientes:

  • 2 aguacates frescos firmes, cortados a la mitad, sin semilla, pelados y rebanados en cuartos
  • 1/2 taza de tomates uva, cortados a lo largo
  • 2 dientes de ajo, en delgadas rebanadas
  • 1 trozo jengibre fresco de 1 pulgada, pelado y en rebanadas finas
  • 1 cucharada de semillas de mostaza
  • 1 cucharadita de pimienta en grano
  • 2 ramas de cilantro
  • 1 taza de vinagre blanco
  • 1 taza de agua
  • 1 cucharada de sal kosher
  • 1 cucharada de azúcar

Modo de elaboración:

  1. Coloca los aguacates, los tomates, el ajo, el jengibre, las semillas de mostaza, la pimienta y el cilantro en 2 envases de conserva (de 16 oz. cada uno)
  2. Hierve el vinagre, el agua, la sal kosher y el azúcar. Calienta hasta que se disuelvan la sal y el azúcar.
  3. Vierte la mezcla de vinagre caliente sobre los aguacates en los envases de conserva, agregando más agua de ser necesario. Déjalos enfriar a temperatura ambiente y después refrigéralos por lo menos 48 horas.

La Opinión

Artículo anteriorCabrera ascendió al puesto 27 en hits de todos los tiempos
Artículo siguienteAviones estratégicos rusos y chinos patrullan mares de Japón y China oriental