Conozca el síndrome del dolor miofascial y su tratamiento

0
1568

Aaron Hernández, Fisioterapeuta Jefe, del Servicio de Fisioterapia del Centro de Terapia Fisica Terfimic-Venezuela. En ésta primera entrega profundizamos acerca del dolor de espalda…su anamnesis y evaluación.

El síndrome del dolor miofascial, es común en aquellas áreas de los músculos de la espalda, cuello y hombros. Comúnmente es asociado con zonas sensibles y duras llamadas puntos de trasmisión, los cuáles, cuando se presionan se puede sentir dolor. Entre sus causas destacan actividades recreativas o laborales, incluso sexuales, que causan uso excesivo o daño en las coyunturas, en las que es muy frecuente destacar la mala postura corporal que trae como consecuencia, tensión de los tejidos blandos.

Una articulación o hueso posicionado incorrecta o anormalmente, unido al estrés, exceso de trabajo, enfermedades o condiciones como artritis reumática, gota, soriasis, enfermedades de la tiroides o una reacción medicamentosa adversa, puede producir dolor miosfascial.

Llegué a la consulta de Terfimic, con dolor de la espalda a la altura de cuello y hombros y en la parte baja de la misma, hasta la mitad de los glúteos; un dolor continuo, que muchas veces no me permitía dormir, además de tensión generalizada en la espalda y pesadez. Aaron Hernández, especialista en fisioterapia, me atendió de inmediato procediendo a levantarme historia y comenzar el diagnóstico para un ulterior tratamiento…

Anamnesis

La anamnesis es el término médico que define a un interrogatorio con el paciente, en el cual se ponen de manifiesto los conocimientos y habilidades del especialista. Igualmente éste término se reconoce como Semiología Clínica, o entrevista clínica. Con el fin de incorporar dicha información en la historia clínica de cada paciente.

Comprende la reunión de datos subjetivos: antecedentes familiares y personales, signos y síntomas que experimenta en su patología o afección, experiencias y, en particular, recuerdos, que se usan para analizar su situación clínica. Define en general un historial médico que puede proporcionarnos información relevante para diagnosticar posibles enfermedades.

Aaron Hernández, una vez levantada la Anamnesis sobre mí, me dio a conocer que todos los pacientes que llegan al Centro de Terapia Física Terfimic, deben llegar con una impresión diagnóstica previa, realizada por un traumatólogo o médico fisiatra. La cual puede incluir una resonancia magnética o radiografía, para dar inicio a la evaluación analítica funcional.

Dependiendo de estas preguntas iniciales y de cómo se encuentre el paciente al llegar, se procede a realizar una evaluación fisioterapéutica. En el Centro de Terapia, se comienza por una observación profunda que incluye evaluación postural, la misma nos permite identificar como se encuentra nuestra columna, miembros inferiores y además, si existe simetría o nó, desequilibrio muscular o no.

Todo lo que se identifica en la observación, se vacía en un informe por cada paciente y posteriormente se llega a determinar la inspección. Por otro lado, la evaluación por palpación, consiste en observar e identificar si existen puntos dolorosos o los comúnmente llamados de gatillo; o aquellos puntos nerviosos que estén ocasionando presión en los nervios, esto se logra a través de la técnica de digitopresión.

Considerado por igual un sistema, la digitopresión forma parte importante de la medicina tradicional China, se considera de una eficacia amplia y evidente, se practica mediante una presión suave, media o intensa con la ayuda de la yema de los dedos. Este tipo de micro masaje consiste en realizar la presión a nivel de puntos específicos a lo largo de los meridianos. Bajo ésta técnica, se observa si existe en el paciente, aumento de volumen, inflamación o edema, logrando una medición basada en la comparación del lado contra lateral con el lateral. Luego se procede a realizar una evaluación goniométrica; la cual determina la amplitud del movimiento articular o diagnóstico del movimiento articular.

Aaron Hernández, en referencia a una serie de inquietudes a modo de preguntas rápidas que le formulé, responde: “Los fisioterapeutas estamos en la capacidad de realizar una evaluación, a través del sistema funcional del paciente. En otro orden de ideas, realizamos en el Centro Terfimic, unas pruebas especiales manuales, dependiendo de la lesión que tenga el paciente: una evaluación cervical y una articular, éstas nos proporcionan los valores que nos permiten identificar cómo está la lesión, cuál es su gravedad. Sin embargo debemos reconocer que una resonancia magnética o una placa, facilitan mayores indicios. Para que de ésta forma nos planteamos los objetivos del tratamiento o terapia para cada paciente”

La Evaluación en mi caso

Inicialmente, mi Anamnesis contempló datos tales como: si tenía tratamiento médico previo, si me habían realizado intervenciones quirúrgicas anteriores, etc. Se procedió a tomar tensión arterial y pulso, Aaron Hernández nos explica:…” estos datos son de extrema importancia ya que los mismos me permiten monitorear en la medida que se van haciendo las terapias, como se encuentra su desarrollo como paciente. Para que de ésta manera no exacerbemos con una terapia errada, la cual sea perjudicial para usted”.

Se procedió a realizarme la evaluación física y postural, identificando limitaciones a nivel articular, puntos de gatillo y contracturas. Igualmente se analizó mi simetría postural, diagnosticando en una vista posterior, que tengo una ligera inclinación lateral de la cabeza hacia la derecha. Los hombros tienen una ligera inclinación, el hombro izquierdo es más elevado que el hombro derecho. La espina de la escápula izquierda está más elevada que la derecha, es decir, tiendo a tener una inclinación hacia el lado derecho.

Evidentemente se identifica un aumento de contractura en el lado derecho. Profundizando acerca de la definición de una contractura muscular, la misma consiste en el aumento del tono muscular de manera persistente e involuntaria. En algunos casos, se debe a un exceso de trabajo del músculo o sobreesfuerzo y es limitado a ese músculo o grupo muscular.

En mi caso, la misma se ocasiona por mecanismos reflejos o por el síndrome facetario. La irritación de las articulaciones facetarias, activa un reflejo neurológico que causa un espasmo de los músculos multifidus entre otros. En este caso las contracturas son repetitivas y persistentes, afectando a los músculos asociados a la zona de la columna. Estas contracturas musculares, pueden por igual ser ocasionados por Trastornos de Ansiedad. De manera que, las mismas no desaparecerán hasta que no se corrija la causa funcional en la columna o el trastorno psicológico que las mantiene.

Las contracturas musculares al ser abordadas sólo desde la musculatura o sus síntomas, se alcanzan mejoras parciales y por poco tiempo, ya que la causa que lo origina persiste. A medida que pasara el tiempo sin corregir la causa, se irían cronificando esas contracturas, siendo más difícil de obtener una recuperación completa y permanente.

Es recomendable evitar la automedicación, que se produce muy frecuentemente por pensar que se trata de un problema banal o pasajero y debe acudirse a un reumatólogo para un correcto diagnóstico diferencial. Algunas contracturas ocultan un Síndrome de Dolor Miofascial, que debe investigarse por el hallazgo de los llamados “Puntos Gatillo” (no confundir con los puntos sensibles de la Fibromialgia).

Las infiltraciones subcutáneas con anestésicos pueden ser eficaces en algunos casos de Síndrome de Dolor Miofascial. Desde hace un tiempo, se utilizan en casos rebeldes, infiltraciones con Toxina Botulínica para aliviar las contracturas. En todo caso, debe considerarse un tratamiento experimental y de eficacia no comprobada.

En mi caso, contrariamente, la pelvis está ascendida con respecto al lado izquierdo, esto reafirma la contractura en el lado derecho. El cuerpo humano analizándolo desde el punto de vista muscular, está compuesto por fascia.

La fascia,.(http://es.wikipedia.org/wiki/Fascia), es una estructura de tejido conectivo muy resistente que se extiende por todo el cuerpo como una red tridimensional. Es de apariencia membranosa y conecta y envuelve todas las estructuras corporales. Da soporte, protección y forma al organismo.

Constituye el material de envoltorio y aislamiento de las estructuras profundas del cuerpo. Este sistema de fascias está caracterizado por una gran capacidad de deslizamiento y desplazamiento. Las fascias hacen posible los pequeños movimientos fisiológicos, como el latido del corazón y también movimientos más visibles como la expansión de los pulmones al respirar.

Bajo el tejido subcutáneo, también llamado fascia superficial, se encuentra la fascia profunda. La fascia profunda es una capa de tejido conectivo denso y organizado, desprovisto de grasa, que cubre la mayor parte del cuerpo paralelamente o profundamente a la piel y al tejido subcutáneo. Las fascias por mala postura suelen retraerse, éstas están compuestas por colágeno y elastina, las mismas recubren todos los músculos y al retraerse pueden disminuir o limitar la correcta función muscular.

En mi evaluación, se nota por igual que la cresta ilíaca derecha está ascendida y la izquierda más descendida. El tronco al estar más inclinado hacia la derecha, me produce un aumento de tensión a nivel del cuadrado lumbar derecho. Incluso el pliegue glúteo derecho está más ascendido que el izquierdo.

Por otro lado, al evaluar los miembros inferiores, se diagnostica una rotación superior de la rodilla izquierda, mayormente acentuada con relación a la rodilla derecha. Por consiguiente existe una mayor tensión en la pisada del pie derecho. Esto puede producir calambres al estirarme o moverme bruscamente. Porque existe mucha tensión en los miembros inferiores.

Al evaluar la vista lateral, el talle derecho es más notorio y tiendo a sacar el hombro. Se identifica una proyección anterior de la cabeza, observando por consiguiente una tensión en la zona cervical, con una ligera rectificación anterior de la cabeza; es decir mi cabeza se inclina hacia adelante. Incluso el lóbulo de la oreja se ve por delante y debería estar alineado al acromion.

Para entender mejor éste punto, debemos conocer que es una rectificación lumbar…ésta es una disminución o pérdida de la curva lordótica de la columna lumbar. La columna vertebral tiene tres tipos de curvas: Las curvas cifóticas, las cuáles se refieren a la curva hacia afuera de la columna dorsal (al nivel de las costillas). Las curvas lordóticas, o curva hacia adentro de la columna lumbar (localizada exactamente por encima de los glúteos). Y las curvas escolióticas, o las que se refieren a la curvatura de la columna hacia los lados, la cual es siempre anormal.

En mi caso, la misma puede producirse como compensación de la columna vertebral, frente a un desequilibrio. La tensión o contractura muscular en dicha zona mantiene rígida a la columna lumbar y esta a su vez es quien produce dicha rectificación, como consecuencia de mis hábitos posturales. O por la debilidad muscular en dicha zona, incluso por causa de mucho peso. También esto puede deberse en otros pacientes a enfermedades reumáticas o malformaciones congénitas.
Además del dolor lumbar, en ocasiones dicha rectificación provoca un bloqueo; esta rigidez es la causante de ocasionar lesiones importantes como hernias discales, también genera bloqueos en columna dorsal y molestias en cervicales.

Prosiguiendo con mi evaluación, se notan hombros redondeados, identificando por consiguiente una postura de un paciente que está sometido a continuo estrés. Es decir los hombros tienen una proyección anterior con debilidad acentuada en la zona dorsal. Depresión a nivel del abdomen y además se ve que existe una rectificación de la columna lumbar. Notándose una disminución, la misma debería tener una cierta curvatura.

Se identifica contracción y mucho aumento de tensión; mi cuerpo busca una adaptación al estar todo el día en proyección anterior, haciendo compensaciones diariamente, trayendo consecuencias a nivel de la columna. En un porcentaje muy alto las personas a consecuencia del estrés, carga laboral, depresión, etc.; se mantienen con proyección anterior. Adaptamos posturas desde muy jóvenes, las cuáles nos traen consecuencia a cierta edad.

Con información de Noticias24.com

Recibe las noticias más destacadas directamente en tu celular. Únete a nuestro grupo en WhatsApp a través del siguiente link: https://chat.whatsapp.com/DVZm2B0nIaZGcku79WAGx4

También estamos en Telegram como @InfoElLuchador únete aquí https://t.me/infoelluchador